Seleccionar página

¿Quien es Pedro Jiménez?

Mmmm ¿quién soy yo?  La verdad que puedo llegar a ser bastante difícil de describir, pero empezaremos diciendo: creo recordar que nací una mañana de enero en el 86, no recuerdo si llovía o hacia un día soleado, imagino que sería un día alegre y feliz, por lo menos para el resto de mi familia. Mi madre no creo que lo pasara muy bien después de estar 8 horas esperándomebarcelona.

Desde niño me encantó la informática. Todo empezó cuando mi padre apareció una tarde con un ordenador que había comprado en el trabajo, un 286 de IBM. Aquellos ordenadores, con discos blandos, imposibles de transportar a día de hoy de forma cómoda, pero en aquel momento era lo máximo! Con 8 años me quedé fascinado con todas las maravillas que aquello podía ofrecerme. Me pasaba las horas muertas probando y probando; escribiendo en aquella pantalla negra que muchos, en la actualidad, desconocen qué es y para qué sirve. No existía Windows, no había ventanas ni nada de lo que conocemos hoy en día, todo eran letras y color negro.

Con el paso del tiempo y la llegada de internet a mi casa, la imaginación y la informática se apoderaron de mí. Era época de GIFs animados, AltaVista como buscador y bloc de notas para programar. Por entonces empecé a crear páginas webs, internet tenía mucho que ofrecerme. Aprendía y aprendía, pasaba las horas en el ordenador investigando y aprendiendo cosas nuevas, Java Script, html… era una pasada!

¡Lo que yo hacía lo podía ver cualquier persona en cualquier parte del mundo!

Con 16 – 17 años, después de unos cuantos cursos que ofrecían en mi ayuntamiento, lo estaba dispuesto a dar el salto, era lo que me gustaba y a lo que me quería dedicar, pero mi vida dio un giro de golpe, había que pivotar y trabajar. Me puse al mando, junto con mi hermano, de la empresa que había creado mi padre, los dos juntos, nos hicimos cargo de todo.

Con 18 años te ves dirigiendo una empresa, con personal a tu cargo, organizando proyectos y hablando con clientes. He de reconocer que fue una etapa dura, pero gracias a mi hermano y a mi madre salimos a delante y mejoramos! Apliqué mis conocimientos en la web de la empresa y empezamos a ver lo que el marketing digital podría ofrecernos.

Hicimos crecer la empresa, mejoramos servicios y personal. Todo iba genial hasta que nos tocó la crisis inmobiliaria y de la construcción. Otra vez había que pivotar… Por suerte,  aún estaba a tiempo de hacer lo que quería, seguir estudiando y seguir formándome. Desde entonces no he parado ni un día de esforzarme y dedicarme día a lo más me gusta.

Y entonces llegó el triatlón a mi vida…

triatlonUn día, sin pensarlo… empecé a correr, igual que empezó Forrest Gump, con una diferencia, yo tenía que cenar en casa todos los días. Poco a poco mi vida se fue evolucionando a lo que es hoy en día. Una combinación de Trabajo, formación, deporte, familia y amigos.

El triatlón me ha cambiado, me ha hecho fuerte y seguro. No hay otra manera de afrontar con éxito todos los retos que me he preparado y superado, como “Powerade Madrid Lisboa NON STOP”. Una prueba de 3 días, de Madrid a Lisboa  NON STOP, más de 750 km en bici. O como en 2015 cuando terminé mi primer IROMAN. ¿Te imaginas nadar 4 km en el mar, después 180 km en bici y para acabar correr una maratón?

 

Estoy orgulloso de la vida que me he creado para mi, soy feliz. No tengo que ocultarlo y aunque parezca que está mal visto, he de reconocer que soy feliz. Haciendo lo que hago y como lo hago.

Steve Jobs siempre decía:

“ Si al levantarte durante 3 días, te miras al espejo y piensas que no lo que tienes que hacer ese día no te gusta… es el momento de dar un cambio”